WASHINGTON, DC – 22 de septiembre de 2016 – (HISPANICIZE WIRE) – Luego de que Noemi Prado dedicara 29 años a trabajar para Southwest Moulding en Grand Prairie, TX, los propietarios decidieron cerrar el negocio. Pero la señora Prado reunió los ahorros de su retiro y otras formas de financiamiento para comprar la compañía, una transacción que se ha mantenido y ha generado empleos para 40 personas en su comunidad.

Un aspecto clave del financiamiento fue un préstamo de $825,000 que ella recibió de la Valley Economic Development Corporation (Corporación de Desarrollo Económico del Valle), o VEDC), una organización sin fines de lucro que provee servicios accesibles de asistencia a negocios, asistencia directa financiera, y entrenamiento empresarial para negocios de minorías y empresarios. “De no haber sido por VEDC, no hubiese ocurrido”, dijo la Sra. Prado, mencionando que fue difícil obtener el financiamiento tradicional de un banco.

Información recopilada por la Asociación para la Oportunidad Empresarial (AEO) muestra que un gran porcentaje de gente quiere ser como la Sra. Prado y manejar sus propios negocios. Al mismo tiempo, sin embargo, muchos potenciales empresarios carecen de acceso a mentores, capital y redes de apoyo que pudieran ayudarlos a emprender y manejar sus negocios.

Ese es el problema que nuestra nación enfrenta.

Pequeños negocios realmente están creando un mayor porcentaje de nuevos empleos que las grandes compañías, pero empresarios y dueños de pequeños negocios luchan para poder obtener el acceso al capital y al conocimiento, conocido como “orientación confiable” en la industria de la microempresa, que ellos necesitan para comenzar o mantener sus negocios. La realidad es que significantes barreras limitan las oportunidades para dueños de negocios de color. Ellos enfrentan discriminación en el mundo de la banca, tienen menos patrimonios, y frecuentemente una carencia de las habilidades técnicas necesarias para hacer de sus sueños y aspiraciones, una realidad.

Sin embargo, ha habido nuevos avances que lentamente están cambiando el paisaje para empresarios de las minorías y dueños de pequeños negocios.

Quizás el avance más poderoso, es la cambiante demografía en el país, la cual líderes corporativos y del gobierno están comenzando a entender mejor. La nación se está moviendo hacia un status de mayorías-minorías. Ya la mayoría de los niños nacidos en el país, son niños de color. De esta manera, es claro que la nación debe volverse más inclusiva con oportunidades de negocios, o las zonas de pobreza a lo largo del país simplemente se incrementarán. Adicionalmente, líderes corporativos inteligentes reconocen que las crecientes comunidades de color son el desarrollo futuro y la expansión de sus negocios debe enfocarse en su crecimiento sostenido. Ciertamente, parte de la respuesta la tienen las Instituciones Comunitarias de Desarrollo Financiero (CDFIs), las cuales están obteniendo más atención que nunca antes por parte del sector público y privado.

Estas organizaciones basadas en misiones, que reciben recursos federales para invertir en las comunidades desfavorecidas, son con frecuencia a donde los dueños de negocios que hacen parte de las minorías recurren cuando necesitan financiamiento. Pero no hace falta decir que la demanda supera con frecuencia la oferta de dinero.

Uno de los puntos positivos es la colaboración que se está llevando a cabo entre las principales instituciones bancarias y CDFI y otras organizaciones, como VEDC.

Por ejemplo, este año JPMorgan Chase & Co. anunció la iniciativa Small Business Forward, que destinará $30 de millones de dólares durante cinco años al crecimiento de pequeñas empresas locales comunitarias. El programa incluye una combinación de préstamos dirigidos a empresas propiedad de minorías, financiamiento innovador para el desarrollo comunitario y asistencia técnica para los empresarios. A través de este trabajo, JP Morgan Chase está ayudando a los dueños de pequeños negocios comunitarios que hacen parte de las minorías a convertirse en motores de crecimiento del empleo y la vitalidad económica en los barrios que sirven.

En un reciente evento en Washington, DC, que AEO ha copatrocinado con JP Morgan Chase, Janis Bowdler, su Jefe de Desarrollo Comunitario para la división de Filantropía Mundial, puso el pensamiento de la institución en perspectiva. “A medida que la economía se recupera, gran parte del crecimiento a menudo se canaliza hacia la reactivación de los corredores comerciales y centros de las ciudades en los Estados Unidos” dijo. “Como resultado, muchos de los barrios desfavorecidos, donde viven las personas marginadas, se están quedando atrás”.

Trabajando con JPMorgan Chase, VEDC ha creado un fondo nacional de préstamos a pequeñas empresas afroamericanas, que impulsará las oportunidades económicas para las empresas propiedad de minorías y las ayudará a servir a las comunidades de escasos recursos económicos, proporcionándoles mayor acceso al capital, asistencia técnica y consultoría financiera. VEDC es un miembro de OEA, una asociación comercial para la industria de la microempresa.

Una amplia gama de organizaciones está reconociendo el poder de “la iniciativa empresarial inclusiva”, que ayudará a traer la equidad a las comunidades y las economías locales de pequeña y mediana escala en todo el país. La organización National Coalition of 100 Black Women (Coalición Nacional de 100 Mujeres Afroamericanas) y la organización New Economics for Women (Nueva Economía para la Mujer) se asociaron con AEO y JPMorgan Chase para homenajear a los dueños de negocios que hacen parte de las minorías, en el evento en Washington, DC durante la asamblea anual de congreso de afroamericanos e hispanos. Los oradores señalaron específicamente que las mujeres de minorías a menudo necesitan asistencia para poner en marcha y mantener sus negocios, pero a menudo no saben cómo obtener esa ayuda.

Claramente, varias asociaciones y colaboraciones pueden ayudar a las minorías a superar las barreras. Prestamistas comunitarios facultados, basados en misiones, están trabajando con los empresarios desatendidos para ayudarles a construir y sostener empresas capaces de estimular la movilidad económica y social, y de crear puestos de trabajo que impulsen la economía – tanto a nivel local como nacional.

Debemos hacer que el apoyo a los empresarios y a las pequeñas empresas sea una prioridad nacional.

Evans es presidente y CEO de la Asociación para la Oportunidad Empresarial (AEO), la voz de las micro empresas en los Estados Unidos.

Nota:
Este artículo editorial puede ser re-publicado sin costo alguno

Photo Caption:

Productora de Televisión Nely Galán y Super Modelo Beverly Johnson promueven Empresarios y Pequeños Negocios de minorías

Crédito de foto:
Ashleigh A.M. Bing